Asanas Yoga – El triángulo

La postura de yoga Trikonasana proviene del sánscrito Trikona, que significa triángulo, y asana, cuya transcripción es postura, por lo que es más conocida como la postura del triángulo.

Trikonasana es una de las pocas poses o asanas de yoga en las que se mantienen los ojos abiertos ya que esto permite mantener el balance o equilibrio del cuerpo.

Entre sus múltiples beneficios destaca el fortalecimiento de rodillas, tobillos, piernas, pecho y brazos, la reducción de la ansiedad, el estrés, la ciática y los dolores de espalda, el estiramiento de la ingle, la cadera, los hombros, el pecho, la columna, las pantorrillas, además de favorecer el equilibrio físico y mental y mejorar la digestión.

De pie, separa las piernas en forma de triángulo girando el pie derecho 90º y manteniendo su talón alineado con el arco del pie izquierdo. Inhala y, al exhalar, inclina el cuerpo hacia la derecha hasta quedar bajo la línea de la cadera, con la mano izquierda hacia arriba, la derecha hacia el suelo, y ambos brazos formando una línea recta. Recuerda que tu cuerpo debe estar inclinado de costado, y no hacia delante o hacia atrás, para ello mantén la mirada en la palma de tu mano izquierda. Mantén varias respiraciones y repite con el lado izquierdo.

Categoría: YOGA

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>